Son muchas las personas que cuando se les pregunta cuándo, dónde y porqué empezaron las conocidas “Rebajas”, comentan que las ubican en la década de los 40´s en España y que se debió a la rivalidad entre dos grandes marcas (Galerías Preciados y Corte Inglés). Pero lo cierto es que no es cierta esta afirmación del todo, aunque estas dos empresas tuvieron su aportación a lo que hoy en día son las Rebajas, no es el verdadero origen de la época que más nos hace rascar el bolsillo.

De hecho fue unas cuantas décadas atrás, en concreto allá por los años 20 y no precisamente en España, sino como pasa con muchas de las costumbres Europeas, fue gracias a nuestros amigos del otro lado del charco…Los Estadounidenses.

 

PRIMER PUNTO DE PARTIDA – LA FECHA

 

Debido a la gran depresión de finales de 1929 (el Famoso Crack del 29), se unieron varias empresas estadounidenses (Abraham & Straus, F&R Lazarus & Co, Filene’s, Bloomingdale’s… entre otras), para crear la llamada “Federated Departament Stores Inc.”, con motivo de la caída en picado que sufrieron sus ventas. Esta federación consiguió asociarse con una cadena de Grandes Almacenes (Macy’s). En este punto vamos a desglosar las diferentes tácticas y operaciones de marketing que hoy han desembocado en “Las Rebajas”.

 

LOS CREADORES

 

Primero nombraremos a Fred Lazarus Jr, dueño de la empresa con el mismo nombre y que paso a ser el primer presidente de la novedosa Federación de Tiendas. El aporte que este sabio hombre tuvo fue implantar el conocido “compre ahora y pague más adelante” para así dar empezar a dar crédito a los clientes y que puedan “gastar antes de tener” y por tanto incrementar la compra implantando este nuevo sistema.

Pero no solo hizo eso, sino también pensó una manera de “dar salida a toda esa ropa que no se había logrado vender de temporadas pasadas y que se les acumulaba en sus almacenes” corriendo el riesgo de deteriorarse y encima costando un alquiler para su almacenamiento (¿u os pensabais que tener el género almacenado es gratis?, los alquileres hay que pagarlos y el género estancado ocupa mucho espacio que no puedes usar, además de acumular polvo que no veas).

Su táctica: dejar unos días estratégicos (al final de cada temporada) en los cuales las prendas de dicha temporada o pasadas estarían rebajados (o simulando una rebaja) de hasta un 50%…que tío este Fred Lazarus, la que llegó a formar.

Tal fue la repercusión que tuvo esta nueva estrategia de Marketing que en el año 1939 los empresarios llegaron a conseguir que el presidente Roosevelt adelantara la fecha para el Día de Acción de Gracias, para que la gente dispusiera de más tiempo para sus compras Navideñas.  O sea! Revolucionaron el país (porque no olvidemos que al país le conviene que sus empresas facturen)

 

LA EXPANSIÓN A ESPAÑA

 

Es de esperar que esta revolución de ventas llenara las portadas de los diarios y otros empresarios de varios países probaran la innovadora trama de limpiar bolsillos. Y no tardó mucho, ya que fue por el 1940 que el antecesor a Galerías Preciados implantó “las Rebajas” por orden de Pepín Fernández (que lo había visto en grandes almacenes americanos donde tenía algunas tiendas). En poco tiempo se sumó al carro “El Corte Inglés” y ala… Se formó el Belén! a poner barreras y seguridad en las puertas como si de un ataque de zombies asesinos se tratase.

 

Así que la próxima vez que vayas de rebajas, no pienses que te están regalando nada, sino les estás quitando de encima un marrón a la marca y por eso:

 

  1. Te lo dejan barato
  2. No suele haber de todas las tallas
  3. Tiene bastante diferencia con la temporada actual, como si no casara con la demás ropa de la tienda (puesto que es de la o las pasadas baby)
  4. Y algunos comercios o marcas, no devuelven el dinero o directamente no aceptan cambios (que listos, muerto el perro se acabó la rabia)

 

Por cierto yo me he comprado unos pantacas la semana pasada y a mitad de precio, ME LOS QUITABAN DE LAS MANOS…